♦ Cosmos
♦ Planeta tierra
♦ Ecuador
♦ Ser humano

Los visitantes son el centro de nuestra oferta educativa, ya que, para realizar cada actividad tomamos como ingrediente especial sus tendencias y motivos de entretenimiento. Conocer aquello que les gusta aprender, a qué dedican su tiempo libre o qué les hace más felices, nos permite desarrollar estrategias y ambientes que los motiven a acercarse a la ciencia. Para el equipo que conforma el Museo Interactivo de Ciencia (MIC), la formación del pensamiento científico es una gran puerta a un mundo más equitativo y democrático, pues a partir de la ciencia, la ciudadanía entiende con mayor facilidad los acelerados cambios de la tecnología y el progreso de las sociedades. De esta forma, los visitantes se cuestionan, visualizan como protagonistas de esos cambios, motivándose a participar en el desarrollo de la ciencia en el país.

En el MIC partimos de ejemplos cotidianos que posibilitan alcanzar experiencias significativas en los visitantes, pues la educación no formal que ofrecemos depende en gran medida de nuestro contexto, social, cultural y económico como población. Así hay mayor apropiación de los procesos de enseñanza-aprendizaje, divulgación y didáctica de las ciencias desde el público que nos visita.